Ene 05 2013

Lean Supply Chain. Compras. LSC1

La implementación de un sistema de compras Lean es uno de los primeros elementos importantes en los que deberíamos fijarnos para la creación de una Lean Supply Chain (cadena de suministro Lean). El sistema de compras Lean recibe frecuentes ingresos de material o materias primas de los proveedores, con la finalidad de satisfacer las necesidades inmediatas que la cadena de suministro tiene en si misma. Para ello, debemos definir algunas de las funciones que definen un sistema de compras Lean:

  • El compromiso con “cero defectos” tanto por parte del comprador como por parte del vendedor.
  • El envío frecuente de pequeños lotes de acuerdo con una calidad estricta y los rendimientos estándares de entrega.
  • Las relaciones comprador-vendedor deben estar muy, pero que muy cerca. Incluso podriamos decir que es muy importante que sean de estrecha colaboración.
  • Debemos intentar satisfacer programas de producción estables, para que puedan ser enviados a los proveedores de forma regular.
  • Debe existir un amplio intercambio de información electrónica entre los miembros de la cadena de suministro. Máxima información a todos los niveles.
  • Tener el poder de gestionar una amplia capacidad de intercambio electrónico de datos con los proveedores.

No son simplemente una serie de técnicas y ya está; un sistema de compras Lean es una filosofía de funcionamiento que no tolera altos niveles de inventarios, calidad por debajo del estado “perfecto”, u otras ineficiencias o procesos sin valor entre el comprador y el vendedor. La estrategia Lean de compra también requiere permanentes cambios en la forma en que una empresa desarrolla su actividad. No es un esfuerzo de una sola vez o un proyecto que se completa y se termina, sino más bien un proceso de mejora continua es si mismo. Un verdadero sistema Lean de compra requiere cambios culturales y personales a todos los niveles, a la vez de nuevas formas de pensar tanto por parte del comprador como de los proveedores (indispensable). Tal vez una de las cosas más importantes en las compras Lean, es  no empujar el inventario y trasladárselo al proveedor. No vale que el stock lo tenga el proveedor. La estrategia Lean de compras requiere de la cooperación, la coordinación y el intercambio de información para eliminar el inventario de cualquier tipo en toda la cadena de suministro, y a todos los niveles.

A menudo nos encontramos con barreras con estos conceptos Lean, porque en algunas empresas occidentales se ha ralentizado su uso o incluso prohibido, ya que existen una serie de obstáculos que forman parte del sistema empresarial y la cultura occidentales (que impiden su correcto funcionamiento), y que aunque no todas las industrias se ven afectadas de igual manera, si que en un gran numero de ellas parece complicado que se implemente. Afortunadamente, algunas de estas barreras no son tan grandes como lo eran antes de que Lean se hiciera popular durante la década de 1980. Algunas de las barreras que podríamos considerar como importantes son:

  • Base de suministro dispersa. La mayoría de los compradores tienen una base suministro geográficamente dispersa. Debido a que los sistemas Lean se basan en entregas frecuentes de pequeñas cantidades por parte de los proveedores, puede ser difícil lograr un nivel de fiabilidad constante de las entregas de proveedores localizados a gran distancia. Cuanto mayor es la distancia entre el comprador y el vendedor, mayor variabilidad en torno a la entrega.
  • Relaciones Históricas comprador-vendedor. Los compradores y vendedores a menudo carecen de la relación cooperativa necesaria para poder funcionar con un sistema compras Lean. Un verdadero sistema Lean requiere de mutua confianza y el respeto entre todas las partes.
  • Número de proveedores. Algunas cadenas de suministro tienen demasiados proveedores para soportar u apoyar un sistema Lean eficiente. Al igual que otras estrategias de compra progresivas, las compras Lean requieren de una base de suministro reducida drásticamente para reducir al mínimo los costes de interacción y comunicación. Es casi imposible desarrollar relaciones, estrechas y colaborativas con miles de proveedores.
  • El rendimiento de la calidad de los proveedores. Algunos vendedores simplemente no han alcanzado los niveles de calidad casi perfecta requeridas por las compras Lean. Un compromiso total en la entrega del producto y la calidad es un requisito previo para el éxito del sistema Lean de compras.

Si bien es cierto que muchas barreras que limitaban el uso creciente de las compras Lean están empezando a romperse. Una reducción en el número de proveedores es el cambio más obvio. La compra Lean ha sido sin duda un factor importante detrás del esfuerzo de reducción de la base de suministro de la muchas de las empresas. Otro cambio importante incluye a los compradores y a los vendedores en el desarrollo del trabajo dentro de la Supply Chain con relaciones más estrechas. Las dos partes están cada vez más dispuestas a compartir información, como la producción, programación, estructuras y los planes de desarrollo de productos. El intercambio de información ha contribuido a incrementar el uso de los sistemas electrónicos que une a los miembros de la cadena de suministro.

 

Enlace permanente a este artículo: http://javiersole.com/?p=2230